Admiro su manera de conquistarme.

Antes solía ser una mujer fuerte ante los encantos de un caballero, pero eso era “antes”.

 

Imagen: Weheartit

 

Ahora ese nuevo aroma, esa voz y todos sus detalles me están arrastrando a la perdición; tal vez sea un nuevo gusto o quizás un capricho, lo cierto es que su forma tan peculiar de conquistarme de verdad que está dando frutos.

Quiero creer que por ser un espécimen nuevo está encantando a mi piel, pero de igual forma hace que sienta una atracción que creo puede llegar a ser mortal. A veces me pregunto, si eso de la química y física entre dos personas realmente existe; y es que muchos pueden llegar a tu vida con la intención de conquistarte pero solo con pocos o quizás menos de eso tu espíritu se enloquece.

 

Imagen: Weheartit

 

De verdad admiro su manera de llegar a mí, creo que está descifrando poco a poco la fórmula secreta para llegar directamente a mi mente y sacarlo de ahí a este paso será complicado. Pero, esa sensación de que es un chico malo también está presente, este terrible gusto por esos especímenes es quizás la culpable de que esa nomenclatura de hombre sea siempre el que me atrae.

Sin embargo a parte de todos sus encantos sigo admirando su sutil forma de llenar mis oídos de imaginación, sí; esa es la clave que hace que me mantenga atenta a él. Las conversaciones y miradas mutuas hacen que imagine, en mi mente se disparan miles de formas de tenerle a mi lado inclusive sobre o debajo de mí.

 

Imagen: Weheartit