Elige al hombre que te ame de verdad

Porque la pasión es un ingrediente, no el plato principal.

Quédate con un hombre que te ame con la pasión suficiente, porque otro te puede desequilibrar tu mente por querer consumir su pasión todo el tiempo y esto será demasiado. Te acostumbrará y te dejará cada vez más hambrienta, con una adicción.

Imagen: Pinterest

Elige a ese hombre que te ama de una manera más lenta y estable, así podrás construir cimientos fuertes con el que pueden llevar a donde sea. Y agradece lo que juntos tienen. Porque con otro hombre solo actuarás con locura y cual hambre frenética. Este hombre solo te llenará de ansiedad.

Encuentra a ese hombre que realmente te ama, no por los días, meses o años que lleven juntos, ni por los recuerdos de felicidad pura; porque la vida no es solo alegría. La vida es una combinación de todo y será mejor que lo compartas con un hombre con la fortaleza y decisión para acompañarte cada momento de tu vida.

Imagen: Pexels

Elige al hombre que te de paz, bienestar y tranquilidad. Porque locura, pasión, rebeldía y aventuras, te la dan cualquiera. Es verdad que junto a un hombre puede hacer el explotar al mundo, pero lo importante no es hacerlo si no sobrevivir a ello.

Quédate con el hombre que te da la sensación de seguridad y armonía, porque eres lo suficientemente sabia para comprender que un amor eufórico, nunca tienen un final feliz.

Imagen: Pinterest

Decídete por el hombre que te brinda estabilidad, no económica, sino sentimental, espiritual y mental. Y aléjate de aquel que hace todo lo necesario para demostrarte que no es nada confiable.

Elige a un hombre que no quiera cambiar tus opiniones ni certezas, mejor dicho, que respete lo que tú pienses y te ayude a ver otras perspectivas.

Imagen: Pinterest

Encuentra a un hombre que te ame más de lo que te necesita. Porque será independiente y querrá lo mismo para tu vida, porque sabe que pase lo que pasé, se tiene a si mismo para continuar con su camino, solo.

Elige a alguien que no se quiera ir, que no quiera perderte. Cuando alguien quieres estar contigo, lo estará. Así de simple.