Mujer ¿por qué no te amas?

¿Es tan difícil valorarnos y querernos en vez de esperar que alguien más lo haga?

Todos decimos que el amor propio es esencial para nuestra vida, pero a veces resulta muy difícil aplicarlo, sobre todo cuando estamos rodeadas de relaciones amorosas fallidas, que nos hacen sentirnos como si no valiéramos nada.

Imagen: pexels

Muchas mujeres pueden llegar a sentir que no son merecedoras de un amor sano, un buen amor, irónicamente debido a la falta de amor que ellas se tienen. Si sientes que estás pasando por esta situación, los siguientes puntos te ayudarán a confirmarlo para que puedas decidir qué hacer al respecto.

Te interesas chicos que tienen pareja

Es probable que lo hagas para idealizar al chico como un “amor imposible” e ilusionarte. Si él llega a querer algo contigo, aceptas ser su amante sin preocuparte por tu propio bienestar.

Imagen: pexels

Crees en la frase “el hombre es infiel por naturaleza”

Quieres convencerte a ti misma que si tu pareja te falla, es totalmente “normal” porque así son todos los hombres.

Haz perdonado infidelidades

Sabes que no recobrarás la confianza en él, pero le perdonas para no romper la relación.

Te esfuerzas demasiado para que tu pareja sea feliz

No importa que tú no seas feliz, haces lo que sea para que el sí se sienta bien. Y te esfuerzas tanto que terminas estresada mentalmente porque llegas a sentir que no has logrado tu objetivo.

Imagen: pexels

Te gustan los hombres machistas

Tienes ese “don” para involucrarte con hombres que se sienten el centro del universo.

Ruegas amor

No te sientes queridas y para obtener afecto, se lo pides hasta el punto de llegar a forzar a tu pareja a que te diga te quiero o te dé una muestra de cariño.

No te sientes los suficientemente bonita

Y es por esto que piensas que “lo que caiga” está bien para ti. No crees que un chico lindo, inteligente y honorable pueda prestarte atención.

Imagen: pexels

Si una ex pareja te pide que regresen, lo aceptas

Así sea alguien que te haya lastimado mucho, tu minimizas lo que te hizo y vuelves con él.

Si te has identificado con los anteriores puntos, lo mejor es que reflexiones acerca del valor que te das a ti misma y también busques el consejo de un profesional como psicólogo además de la gente que te estima.