Sensible, no frágil.

Porque muchas personas erróneamente se confunden conmigo, creen y elaboran ideas en su mente sobre una frágil mujer que tal vez, al tocarla esta se desplome en mil pedazos.

Pero no, por muy cambiante, si puede que sea sensible, lo normal, algo que por el simple hecho de ser mujer me está permitido ser, pero muy alejado de eso me puedo considerar frágil, pues he sobrevivido a tempestades, a otras personas con disfraz de ángeles que han querido perjudicar mi vida.

 

Imagen: Pinterest

 

Porque el mundo está lleno de eso, de eventos caóticos cultivados por nosotros mismos, o que llegan de la nada para hacernos flaquear, de personas llenas de engaño que aparecen con unas supuestas buenas intenciones, de todo un poco y de todo aquello que cree tu eres alguien completamente frágil.

 

Imagen: Pinterest

 

Una persona que con el tiempo ha sabido sobre llevar todo este tipo de cosas, y que a pesar de tener una etiqueta de “frágil” en su frente no lo es. Sencillamente es alguien sensible, de corazón y mente humilde que sin querer ha aceptado a terceros con engaños y que en algún momento se ha visto decaída en medio de algún tipo de circunstancia, pero una cosa es ser sensible y otra muy diferente frágil.

 

Imagen: Pinterest

 

Porque nos mantenemos de pie, librando tormentas y tempestades, esperando que la vida nos siga arrojando más y más cosas, pero a pesar de todo eso aún seguimos ahí, aguantando como robles, como esos grandes árboles que por décadas e incluso siglos se mantiene fuertes aunque sean sensibles en un mundo donde quizás otros los vean fáciles de derrumbar.