Todo me sabe bien, menos el amor.

Los últimos días me he dado cuenta, que debo aprender a esperar.

Pero esa vocecita en mi mente dice “Lánzate con todo”. No hay nada de malo en esto, claro; lo malo es cuando actúas sin ver a quien tienes al lado, o a quien te puedes llevar por delante.

 

Imagen: Pinterest

 

Estos últimos días me he llegado a conocer un poco más, lo que soy, lo que valgo y lo que puedo llegar a ser. Me di cuenta que no importa la cantidad de personas a mi alrededor si la que quiero no está conmigo – entonces el remordimiento y los recuerdos aparecen de la nada- cosa que también debo aprender a superar.

 

Imagen: Pinterest

 

Tolerar cada golpe de la vida, no como un golpe más bien como una enseñanza de crecimiento y productividad. Porque la vida es una canción que cantas y te trae recuerdos, aun así la sigues escuchando y pronunciando porque en el fondo te sientes bien, solo queda pasar a la siguiente.

 

Imagen: Weheartit

 

En definitiva estos últimos días he aprendido que me falta por conocer, por arrancar esa otra piel de la mía para poder avanzar. Este y los días anteriores me han enseñado que no me conformo con lo que aparece en el camino, porque estoy segura merezco algo mejor, quien me tolere tal cual como yo soy, alguien con quien no solo me deje llevar por la tentación.

 

Imagen: Pinterest

 

Y es que inconscientemente siempre término hablando de las cosas del corazón. Porque en esta vida, esa que mi mamá me dio en todo me va bien menos en el amor.